Diario de Vida

La Habana, lo mejor de los dos mundos

PIN
En la Habana no hay internet para tu celular, y cuando hay es realmente engorroso hacerse de ella. Si a este inusual hecho le añadimos su aura colonial,  poder encender un cigarro en cualquier sitio, el ron y la música omnipresentes, pronto serás consciente de[…]

Yo crecí en un Puntarenas sin mar

PIN
A mi siempre me gustó Puntarenas, desde mi antropología de turista extraterrestre y desde el primer día que fui, a tan sólo una semana de haber llegado a Costa Rica. Cinco años después me sigue gustando igual; despojada, olvidada del tiempo, melancólica, irrepetible. Mucho más[…]

Breve autoetnografía de mis lecturas

PIN
Hace poco me pidieron unos textos que hablaran sobre mi relación con la lectura y salió esto. Se los comparto, aunque con seguridad ya sean  historias compartidas.   Yo atribuyo que mi contacto con la lectura se inició por una cuestión familiar y se consolidó[…]