Insomnio.

PIN
Servane me contagió el insomnio. Apenas la vi temí me contagiara algo. Y sí que fui egoísta al pensarlo, nada se adquiere que no esté dentro. Pobre de ella que no dormiría vaya a saber desde cuándo. Siempre digo que se me apareció, porque primero[…]

Yo crecí en un Puntarenas sin mar

PIN
A mi siempre me gustó Puntarenas, desde mi antropología de turista extraterrestre y desde el primer día que fui, a tan sólo una semana de haber llegado a Costa Rica. Cinco años después me sigue gustando igual; despojada, olvidada del tiempo, melancólica, irrepetible. Mucho más[…]

Clics a la deriva

PIN
Una buena frase para social media es aquella que esconde algo que todos podemos descifrar. Como la buena literatura, la redacción en medios sociales necesita activar la complicidad del lector, pero tiene menos tiempo para hacerlo, mientras la información baja turbulenta, a la deriva de[…]

Diciembre

PIN
Diciembre Cae pelo de gato, esa llovizna finísima que sólo se ve en torno a la iluminación escasa de las calles de San José, microgotas de las nubes que en diciembre peinan los cerros de esta ciudad. Por sus veredas sucias y rotas caminan mujeres[…]

El paracaidista

PIN
Es una tarde soleada de primavera en una estancia de la pampa Argentina. Hay una leve brisa, el entorno se ve muy verde y se escucha definido el canto de una calandria. Dos mujeres toman mates en una mesita de jardín, debajo de un ciprés,[…]

Dos tipos muy extraños

PIN
Relato: Éranse dos tipos que entraron a un barcito de una esquina cualquiera de Rosario. Era domingo a la siesta, hacía calor y había poca gente en la calle, por lo que las cosas extrañas podían verse muy bien. Siguiendo con más atención la escena,[…]
Página 3 de 712345...Última »